domingo, 9 de julio de 2017

La letra con tango entra




por Hugo Bruschi en el Año de la Organización

"Del barrio de las latas, llegaste hasta Corrientes", que dicho de otro modo significa que saltaste del anonimato de muchacho gris, a la popularidad. Tenías el apellido correcto y fuiste escalando en una fuerza política en donde las cargas emotivas y la emoción, suplantan o mejor dicho esconden su verdadera esencia. Un grupo para quien las elecciones, las bancas y los cargos "compañeros", son más importantes que los verdaderos problemas del país. Y a falta de otros candidatos no quemados, te hicieron creer que podrías llegar a Presidente. Lo tenías todo, el apoyo de la pesada, el apellido, la pinta y las buenas pilchas siempre pulcras y bien planchadas.

Con tal candidato ganamos con la fusta bajo el brazo, se dijeron muchos a sí mismo. EN EL PAIS DE LOS TUERTOS EL CIEGO ES REY.

Y así fue que tomaste viento en la camiseta y ya te sentías por encima del bien y del mal. Es el gran problema de los que creen que pueden hacer cualquier cosa porque los otros fueron peores. Y el verso que aprendiste: "si es corrupto no es de izquierda". Así de simple.....y te aplaudian. Unos porque como en el cuento del Tío no se animan a reconocer que fueron estafados y los otros porque si te dan la espalda quedan quemados y además porque muchos de ellos tienen sus esqueletos en el ropero. Ahora no sabés que hacer, ahora sos "passe" y estas en "la ruina sin remedio". Política claro está.....económicamente no hay motivo de alarma. Y no fuiste víctima de ninguna conspiración, "vos rodaste por tu culpa y no fue inocentemente". Tu caida no fue programada en Atlanta, allí conspiraron para desestabilizar gobiernos dignos y antimperialistas y ese no es el caso de tu Partido. Vos caiste por "vivillo" y se "acabó tu cuarto de hora".. Sólo nos queda decirte "che Raulito como reo yo te pido, que dejés el apellido de aquel noble luchachor".








No hay comentarios:

Publicar un comentario