sábado, 3 de octubre de 2015

Todavía estas a tiempo!!

por Hugo Bruschi en el Año contra la Impunidad

En estos días ha trascendido a la población, una carta de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos, tendiente a sensibilizar a todas aquellas personas poseedoras de datos, oidas, o certezas, que puedan contribuir en la búsqueda de nuestros hermanos desaparecidos. En anteriores artículos de La Vidriera titulados "Por cadena nacional de las 20 hs." y "Las copas charlan mucho" del 9/7 y 24/7/15 respectivamente, dejamos a consideración de quien correspondiera, una iniciativa. Entendimos hace tiempo, que era hora de intentar otros caminos a los hasta ahora transitados, dado que los mismos no arrojaron los resultados esperados. Fuimos víctimas muchas veces de datos tendientes a desmoralizarnos, de sentir infructuosa la búsqueda. La llamada "operación zanahoria" cumplía al pie de la letra con ese cometido. En otros casos como el referido a la nuera de Juan Gelman, tuvieron el mismo propósito: Desorientarnos. Así fue que ante estos obstáculos y viendo que pasaron ya muchos años, sin que quienes poseen información la proporcionaran, La Vidriera entendió que era hora de llegar a los protagonistas de aquellos enterramientos. De trascender por una vez, los ámbitos conocidos, las salas de reunión, los pasillos parlamentarios o las distintas comisiones que se fueron dando. EL SECRETO ESTÁ GUARDADO EN LOS BARRIOS. La irresponsabilidad o la complicidad, el miedo o la lealtad, ha llevado a mucha gente a cargar con ese secreto que más que ello, es un tormento de conciencia. Sobretodo cuando se sabe que ese dato podrá permitirle a una familia, llevarle una flor a sus seres queridos. Por ello es menester apelar a la fibra, a lo mejor del ser humano, a su dignidad socavada al verse obligada la persona, a mantener en secreto un hecho del que no es responsable. La orden la dieron otros que hoy gozan de jugosas jubilaciones, mientras ellos viven al día. Un llamado cuya consigna bien podría ser:YO NO SERÉ CÓMPLICE! y allí también las Iglesias y parroquias vecinales tienen un papel muy importante a jugar, arengando a la barriada que concurre a misa, a decir lo que sabe. El secreto está ahí y saldrá a la superficie si es que hay voluntad oficial.

Y dónde están esos barrios? Esos se encuentran en las inmediaciones de los cuarteles a lo largo y ancho del país. En esos barrios se saben cosas que se oyeron, de fulano o de mengano, de gente que quizás ya no esté en este mundo, pero que fueron protagonistas tal vez involuntarios, de hechos que le atormentaron la existencia. Se trata del personal subalterno que tuvo a su cargo la tarea de cavar pozos. Nos alegramos profundamente que Madres y Familiares se dirijan hoy a la población en busca de datos. Ya han llegado a su poder, más de 170 aportes. Algunos anónimos, otros con nombre y apellido, se han recibido llamadas telefónicas o se han dejado cartas en las Iglesias y también en la sede de la calle Nicaragua.

La Vidriera jamás le indicó a nadie que se debe o nó, hacer. Sería un acto inmoral de nuestra parte, proponer tareas de las que por una razón geográfica no podremos acompañar. Sin embargo La Vidriera entiende que esta tarea que ahora Madres y Familiares lleva adelante, tendría que llevarla a cabo la Comisión que este nuevo gobierno ha instalado en tal sentido. Esto lo propusimos en los artículos arriba mencionados, porque creimos que el gobierno cuenta con los recursos suficientes para hacerlo y porque además le daría a la búsqueda un respaldo oficial. Asimismo propusimos una recompensa de 50.000 dólares para quien aportara el dato que nos conduzca al lugar exacto. Sería una forma de aceitar ciertos mecanismos de la memoria que parecen herrumbrados. Una suma que no alterará el presupuesto y que comparada con los millones despilfarrados en PLUNA por citar alguno, serían una suerte de propina. También destacamos la importancia, que fuera la propia presidencia de la república a través de murales, comunicados, etc. quien encabezara esta cruzada por la VERDAD. Que llegaran a esos barrios del mismo modo que lo hacen antes de las elecciones.

Por todas estas cosas que lamentablemente no veremos, saludamos a Madres y Familiares además de ponernos a lo que dispongan y esté a nuestro alcance. Al mismo tiempo seguiremos desde estas páginas, exigiendo al gobierno la apertura de los archivos para conocer los nombres de quienes actuaban en cada unidad, así como el respeto necesario hacia el dolor de la gente. Dolor ignorado por quien estando al frente del Ministerio que tendría que aportar datos, se ha encargado de humillar y denigrar a quienes reclaman Justicia.


No hay comentarios:

Publicar un comentario